Arte »Fotografía »

El paisaje que no se ve

Edward Burtynsky es uno de los mejores y más reconocidos fotógrafos canadienses de la actualidad. Recientemente ha traído su obra a España, presentando su último trabajo, centrado en lo pictórico del paisaje desértico de los Monegros, en Aragón, pero el vasto de su obra se centra en el paisaje que no se ve, el que a nadie le interesa, porque no es un paisaje evocador y bucólico, sino roto, gris y marchito por causa de la acción industrial y por lo tanto, por causa de la mano del hombre.

Durante los años 80 empieza a centrar sus fotografías, ya no sólo en el paisaje (trabajos anteriores) sino en los paisajes transformados por la mano del hombre, como las minas. 

COLECCIONES

De las minas, pasa por vías de tren atravesando montañas, desastres naturales, canteras de piedra o mármol o cementerios de barcos. En todas estas series trata de darnos una visión real y global del alcance de nuestra acción sobre la naturaleza. En la web edwardburtynsky.com encontramos las diferentes series de fotografías de paisajes transformados con una calidad y definición que realmente impresionan, tanto por su calidad pictórica como simbólica.

Cuando compramos un coche, sólo vemos el coche en sí, pero olvidamos todo el proceso anterior y el posterior. Por eso, durante unos 8 años, Burtynsky realiza una interesantísima serie llamada Oil, donde nos muestra el proceso previo de refinería del petróleo, y su acción sobre la Tierra, las fábricas de coches (su padre trabajaba en la General Motors), la cultura del motor (autopistas, ciudades, carreras de coches y motos),  y el proceso de desguace de todos sus componentes.

Tras este importante trabajo decide dar un paso más, viajando al epicentro de la producción industrial mundial: China. Después de un año con problemas burocráticos con las principales firmas mundiales de todo tipo (ropa, deporte, electrodomésticos), consigue los papeles necesarios para introducirse en las fábricas monstruosas de casi 1 km de largo, para ver y plasmar la producción en masa de las fábricas chinas. Para eso, la directora Jennifer Baichwal le acompaña para filmar su trabajo y sus impresiones, que se ven reflejadas en el documental Manufactured Landscapes, premiado en los principales festivales de cine de Canada.

RECONEXIÓN CON LA NATURALEZA

El objetivo principal de su obra es comprometer a la audiencia con su trabajo a través de 2 objetivos principales: el primero, apreciar la magnitud y belleza de los paisajes, con obras de tamaño importante que ayudan a captar mejor el mensaje. El segundo, a través de estas fotografías, darnos cuenta de la acción del hombre sobre la naturaleza, la transformación y la destrucción a causa de la industria.

Burtynsky vio que había tantos casos de intervención y destrucción, que se dio cuenta que le permitía desarrollar el trabajo de toda una vida.

Fuente de la fotografía: edwardburtynsky.com

También te puede interesar...

  • 750 días de contenidos nos han ofrecido una pequeña dosis de lectura al menos. Procesos electorales, conflictos, emergencias humanitarias, debates energéticos, cumbres sobre el Cambio Climático, p ...

  • Se acaba una etapa donde se ha acostumbrado a la sociedad a no pensar, la de los mass media. Comienza una nueva etapa con el reto de la participación ciudadana en los medios de comunicación, aunqu ...

  • Esta es una pregunta que se hace ahora mismo mucha gente, que los partidos mayoritarios intentan desvirtuar hacia sus intereses. La mejor respuesta está yendo a comprobarlo, en la misma plaza. Tam ...

Comments are closed.