Entrevistas »

Luis Alberto Mozo

Para encontrar una breve introducción para Luis Alberto Mozo acudimos directamente a la web de Proyecto Solidario, dónde nos cuentan de él que “en 1987 llegó a PROYECTO SOLIDARIO como participante en actividades de tiempo libre. A lo largo de los años ha ido asumiendo responsabilidades progresivamente. Actualmente es socio y miembro de la Junta Directiva, y ocupa el cargo de Subdirector en la Organización”. La entrevista que a continuación reproducimos gira en torno a la celebración del I Congreso  Internacional sobre la Violencia contra los niños, niñas y adolescentes y el Trabajo Infantil y el Estudio Mundial sobre violencia contra los niños, niñas y adolescentes, realizado por Paulo Sergio Pinheiro que sirvió de centro de debate en el Congreso.

Pregunta – Pinheiro apunta en su estudio que el ámbito de la infancia en el que más violencia se suele generar es el más cercano, la familia, la escuela, las amistades, ¿a qué se debe y qué medidas se pueden adoptar para combatirlo?

Respuesta – Existen diferentes factores que contribuyen a que los ámbitos más cercanos, amigos, escuela y familia, sean los que mayor violencia generan:

• La autoridad y el poder. Aquellas personas que ejercen hacia nosotros una autoridad y un poder (padres, el profesor, el entrenador) son los que tienen más facilidad para ejercer una violencia física, psicológica o sexual.

• Convivencia activa y permanente. Los niños distribuyen su tiempo, por orden de permanencia, entre la escuela, los amigos y la familia. Al existir una relación constante y continuada es muy fácil que se produzcan situaciones de violencia.

• Por último, en el caso de la familia, es un espacio privado donde es muy complicado sancionar al sujeto que ejerce violencia sobre sus hijos e hijas.

Con relación a las medidas que se deben adoptar de manera general, destacaríamos:

• Promover valores no violentos y sensibilización. Es necesario transformar las actitudes que consideran y aceptan la violencia como algo normal, garantizando en todo momento el cumplimiento de los derechos de los niños, niñas y adolescentes. Además de informar, por parte del Estado y con el apoyo de los medios de comunicación, a la sociedad sobre los efectos dañinos que tiene la violencia contra los niños, niñas y adolescentes.

• Promover el desarrollo de recursos de calidad.

• Aumentar la capacidad de los que trabajan con y para los niños.

• Garantizar la participación de los niños, respetando en todo momento sus opiniones.

Con relación a las medidas añadidas para la eliminación de la violencia en el ámbito de la familia destacaríamos:

• Promoción de un sistema estatal y autonómico de protección eficaz.

• Elaboración de una ley sobre Violencia contra niños, niñas y adolescentes.

• Promoción de la parentalidad positiva.

En el caso de la escuela, destacar:

• Inclusión en el currículo educativo de educación infantil, primaria y secundaria de materias relativas a la educación afectivo-sexual y la resolución no violenta de conflictos.

Más allá de la familia, en el Estudio se pide a los Estados que adopten medidas concretas para defender a la infancia, ¿qué no funciona en los planteamientos políticos de los Estados?

Las medidas que se proponen en el Estudio no se están llevando a cabo de manera integral y con los recursos necesarios, por parte de los Estados.

Es necesario una constancia en la aplicación de medidas y recursos en el medio y largo plazo para la eliminación de la Violencia. Estamos hablando de un problema muy arraigado socialmente y que no se va a solucionar en el corto plazo.

En el Estudio se afirmar que los niños están más expuestos a la violencia física y las niñas a la violencia sexual, ¿es también diferente el tipo de violencia al que se exponen en función del país en el que vivan, con más o menos recursos, o la violencia no entiende de riqueza?

Efectivamente así es. La riqueza o la pobreza no tienen una conexión directa con la violencia. La violencia o la no violencia tienen que ver directamente con la manera en la que los individuos solucionan sus conflictos, es decir, básicamente con la educación.

Centrados en la violencia sexual, UNICEF puso en marcha hace unos años la campaña No Hay Excusas para luchar contra el turismo sexual infantil, ¿están funcionando este tipo de campañas?

Las campañas que realizan varias entidades sí funcionan, pero sobre todo cuando están presentes, en el momento que las campañas de sensibilización dejan de proyectarse, pierden poco a poco su efecto. Las campañas deben tener mayor presencia en el tiempo.

Más allá de la sensibilización y la prevención, ¿se deben modificar las medidas penales que se aplican a estos delitos?

La legislación siempre puede mejorar, deben siempre trabajar en esta línea para hacer mejores leyes, y adaptarlas a los tiempos. Por otra parte, existen países donde la legislación es claramente insuficiente. No se trata sólo del aspecto penal, sino también de otros aspectos como la prevención, la o atención a las víctimas, y en estos países debemos priorizar la elaboración de leyes. Un claro ejemplo es la prohibición del castigo físico, que sólo está recogida en una veintena de países, entre ellos España.

Cuando se ha cumplido la mitad del Año Europeo de Lucha Contra la Violencia Infantil, ¿qué balance hace de las acciones que se han hecho, y cuáles son los retos para los próximos seis meses?

La violencia infantil tiene fenómenos comunes con la violencia contra la infancia, cuando se produce violencia entre iguales, niños, niñas y adolescentes. Es un tema de gran trascendencia, que requiere políticas precisas. Yo destacaría las políticas que se deben implementar en el campo educativo. Ahora bien, este tema no debemos mezclarlo ni distraernos del fenómeno, que es global, de la violencia contra la infancia, y que afecta directamente a los derechos de los niños, niñas y adolescentes.

Tras la celebración del Congreso, ¿con qué mensaje se queda?

Estos foros son necesarios para construir mensajes claros, y para potenciar la labor que ya se está realizando, los que trabajamos día a día para la eliminación de la Violencia.

Destacaría dos mensajes importantes:

• El trabajo que se está haciendo por parte del Gobierno español y la complicidad positiva que tienen con las organizaciones sociales para la eliminación de la violencia.

• Que la violencia se puede evitar y nunca es justificable.

Muchas gracias Luis Alberto, queremos agradecer tanto al Departamento de Comunicación de Proyecto Solidario, como al propio Luis Alberto, la amabilidad y dedicación mostrada por y en la entrevista. Un placer.

Más información: Conclusiones de la Declaración del Congreso.

Comparte este artículo

Si te ha gustado este artículo, compartelo.

También te puede interesar...

Comments are closed.