Alerta »Medio Ambiente »

Las últimas tecnologías ayudan a salvar la fauna más amenazada I

Los agentes de la Guardia Civil sospechaban que los halcones encontrados a un cetrero de la Sierra madrileña habían sido “secuestrados” de su nido, pero la documentación de las aves indicaba una compra legal a un criador de Málaga.

oso_pardo_extincion

Por si acaso, los agentes tomaron muestras de pelo a cada uno de los animales, y las pruebas de ADN confirmaron las sospechas: los tres ejemplares eran los mismos que habían sido raptados de un nido en la misma sierra de Guadarrama dos años antes. El cetrero ilegal, que se enfrenta ahora a penas de prisión, seguramente hubiera actuado de otra forma de haber sabido que la Comunidad de Madrid dispone de un registro de ADN de rapaces para atrapar a los delincuentes de la naturaleza. Es sólo un ejemplo de la última tecnología que protege hoy a las joyas más amenazadas de la fauna española.

“Aún es pronto para saber si este registro disuade a un cetrero ilegal o a un coleccionista de trofeos desaprensivo –explica un agente del Servicio de Protección de la Naturaleza (SEPRONA) de la Guardia Civil-, pero, sabiendo que incluso muchos años después del delito seguimos teniendo ADN que analizar y contrastar con las fichas oficiales, yo creo que muy pocos se van a arriesgar a partir de ahora”.

La pista del ADN también es clave para conseguir la viabilidad de la exigua población actual de osos pardos. Los estudios sobre la genética del oso pardo, desarrollado, entre otros, por científicos del CSIC, están sirviendo para conocer la variedad de respuestas de estos mamíferos a una epidemia general o una hambruna, esto es, su capacidad de adaptarse a las circunstancias y sobrevivir.

Los primeros resultados, como se temía, no son muy alentadores, y confirman la elevada consanguinidad y la escasa diversidad genética de los apenas 100 osos pardos españoles, especialmente grave en el núcleo oriental de la Cordillera Cantábrica y en Pirineos, y no tanto en la zona occidental de Asturias. Estos resultados obligan, en opinión de los científicos, a medidas de gestión “drásticas e imaginativas”, particularmente, la dispersión estudiada de individuos.  Algunos plantígrados tendrán que empezar a hacer las maletas.

Fuente de la fotografía: ecologismo.com

Autor del reportaje: Rafael Carrasco. Agencia Dossier.

agenciadossier

También te puede interesar...

  • Para quienes lo encontraron sólo era el cadáver en descomposición de un quebrantahuesos, pero para el “ecoforense” encargado del caso, el cuerpo hallado en un coto de Murillo (Huesca) ofrecía las ...

  • 750 días de contenidos nos han ofrecido una pequeña dosis de lectura al menos. Procesos electorales, conflictos, emergencias humanitarias, debates energéticos, cumbres sobre el Cambio Climático, p ...

  • Esta es una pregunta que se hace ahora mismo mucha gente, que los partidos mayoritarios intentan desvirtuar hacia sus intereses. La mejor respuesta está yendo a comprobarlo, en la misma plaza. Tam ...

Comments are closed.